Doble ejecución en Xul-Ha

El dueño de un restaurante y un empleado menor de edad fueron ultimados por dos sicarios


Al lugar llegaron elementos de las policías Ministerial y Quintana Roo, los cuales acordonaron el área.
El restaurante en donde efectuaron la ejecución se encuentra al aire libre y a escasos metros del parque de la comunidad, en donde había niños jugando en las canchas.
Según se pudo averiguar, “El Jarocho” provenía de la ciudad de Cancún, donde aparentemente trabajaba para una célula delictiva y apenas llevaba unos siete meses en la comunidad Xul-Ha.
Se supo que el menor que falleció en el lugar de los hechos tampoco era de la comunidad Xul-Ha, sino que se trataba de un joven de Bacalar.
En el lugar los agentes ministeriales encontraron 5 casquillos percutidos, aparentemente de calibre 9 milímetros.
Cabe destacar que el pasado 9 de octubre del presente año, se reportó un levantón realizado por un comando armado en este mismo restaurante; en aquella ocasión se habían llevado a la fuerza a Rosario O. H., primo del ahora occiso.
Por su parte, las autoridades no han confirmado si los hechos están relacionados, por el momento se mantienen en total hermetismo con respecto al ataque, tratando de ocultar la falta de estrategia y la poca seguridad que existe en el sur del estado.
Con estas dos ejecuciones ya suman cuatro en el sur del estado en lo que va de la semana y un intento, volviéndose una de las semanas más sangrientas para esta región de la entidad.
Con esto se demuestra el escaso trabajo de investigación por parte de las autoridades policiales. Esto es el reflejo del nulo trabajo de Alberto Capella en la Secretaría de Seguridad Pública, ya que sólo se encuentra alzándose el cuello recibiendo premios vanos, mientras el estado se hunde en una ola de violencia e inseguridad.

Una doble ejecución ocurrió la noche del pasado viernes en la comunidad Xul-Ha, en un restaurante denominado El Jarocho, donde el propietario del negocio, identificado igualmente como “El Jarocho”, fue victimado con arma de fuego, al igual que un empleado menor de edad que trabajaba en dicho lugar.
Según se pudo averiguar, al lugar llegaron dos sicarios en una motocicleta, los cuales se hicieron pasar como clientes, pero cuando estaban cerca del propietario dispararon en su contra, atinando dos disparos en la cabeza.
El menor de edad, quien se encontraba trabajando en el establecimiento, se fue en contra de los gatilleros, pero éstos con toda la sangre fría dispararon en contra del menor de 15 años, el cual recibió tres disparos, perdiendo la vida de forma instantánea.
Los hechos ocurrieron aproximadamente a las 19:30 horas, cuando el sujeto identificado como el “El Jarocho” se encontraba en su establecimiento, aparentemente comiendo.
Al lugar llegaron dos sujetos en una motocicleta, los cuales se bajaron y se hicieron pasar por clientes, se acercaron al propietario y dispararon en su contra. “El Jarocho” cayó al piso con dos disparos en la cabeza.
De inmediato, el menor de edad que se encontraba trabajando en este lugar se fue contra los gatilleros, pero éstos no lo pensaron y accionaron sus armas en contra del empleado, el cual recibió 3 disparos en el pecho.
Los asesinos de inmediato abordaron una motocicleta y huyeron con rumbo a la ciudad de Bacalar. Vecinos y testigos de los hechos hablaron al número de emergencias 911 para reportar el hecho.

Tu opinión

¿Cuál es tu opinión?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Recibe nuestra síntesis informativa | Whatsapp